Farandula

Alejandro Rosas, las caras ocultas de Cortés

2020-02-16 - Redacción


El capitán español Hernán Cortés (1485-1547) era “de buena estatura, rehecho y de buen pecho, el color ceniciento, la barba clara, el cabello negro… Tenía gran fuerza, mucho ánimo, destreza en las armas”, según su biógrafo Francisco López de Gómara (1511-1566).



Excelsior

 

El eclesiástico e historiador escribió que el navegante “fue muy dado a las mujeres, lo mismo hizo al juego... Fue muy gran comedor y templado en el beber, teniendo abundancia. Era recio, porfiado…, devoto, rezador”.

 

Figura controvertida y polémica, el líder de la expedición que inició la conquista de México ha sido un personaje desconocido hasta ahora. “A 500 años de su encuentro con el emperador azteca Moctezuma, permanece en el exilio de la historia mexicana, ha sido vituperado y se le niega un lugar”, afirma en entrevista Alejandro Rosas (1969).

El escritor y divulgador de la historia explica que, a pesar de que se han publicado muchos libros sobre Cortés, “este episodio ha sido muy mal contado, tanto desde la perspectiva española, como desde la indígena”.

Agrega que la historia oficial ha mantenido a la sombra diversas facetas de Cortés, como la fascinación mutua que sentían él y Moctezuma, su íntima relación con Malintzin o Marina, el respeto que mostró por las tierras mexicanas y sus habitantes y sus habilidades como líder y estadista.

 

Él realmente se enamoró de estas tierras. Pronto empezó a traer cultivos, ganado. Tenía la idea de permanecer aquí. Él llegó a América en 1504, es decir, cuando la conquista de México ya llevaba 15 años en el continente, en dos islas.

La primera gran ciudad que fundó fue la de México, dimensionó que era un nuevo mundo. Murió siendo mexicano, por eso su última voluntad fue que sus restos descansaran aquí”, añade.

El investigador llega a estas conclusiones tras releer toda la información relacionada con el conquistador, que realizó para confeccionar el libro Las caras ocultas de Hernán Cortés (Planeta), inspirado en los episodios de la serie Hernán, producida por Dopamina, que se estrenó a finales de noviembre.

Regularmente, un libro da vida a una serie. Aquí el proceso fue inverso. La productora se acercó a Círculo Editorial Azteca y éste a su vez a Planeta. Me propusieron hacer un título que complementara la serie.

Recibí los episodios después de realizados, pero me dieron la libertad de contar la historia como quisiera. Me adapté al periodo que están contando en la primera temporada: de las expediciones de Cuba y México a la Noche Triste. La diferencia es que pude meter muchos detalles que, por el tiempo, en la serie no se pueden contar”, indica.

El catedrático aclara que es una historia absolutamente de divulgación. No es novela, no hay ficción. Todo está comprobado. Así que, si ya viste la serie, puedes leer el libro y reforzarás tu conocimiento; o puedes acercarte directamente al título y conocer a los personajes, el contexto y cómo fue el proceso inicial de la conquista”.




Comenta con tu cuenta de Facebook


El Pueblo te recomienda

Redes sociales, vitales ante pandemia del Covid-19

El papel de las redes sociales es vital ante la pandemia del Covid-19, debido a que informan, genera...

TecNM crea mascarilla con tecnología 3D para médicos

El Tecnológico Nacional de México (TecNM), campus Orizaba, diseñó un prototipo de protector fa...

Muere Luis Eduardo Aute, polifacético cantautor español

Luis Eduardo Aute, compositor de clásicos como "Al alba", artista polifacético e icono de la can...